Roberto Carlos Dufour

Sacralgia

De repente quedó olvidado ,inmóvil,desconcertado.

Solo el mirar desesperado contra la pared resbaladiza,solo.Fué el costo de dejarla correr  como era entonces,libre libertad de moverse,de galopar,de escapar de no se que.

Estaba quieto,mordida terminal desde los abajos,casi un zarpazo mortal que lo partía,lo cortaba en dos.fue algo inesperado,inpresentido diría su amigo el gurú.Fué al despertar de un insomnio malhumorado,que lo tomó por sorpresa,lo revolcó contra el músculo contraído y lo desecho  sobre las sábanas de acero.

No puede caminar,no sabe como es eso ; y hacia dónde.Trata de pararse pero la gravedad lo derrumba nuevamente.Nuevamente.Implacable.Se diría que lo esconde del mundo que vuelve a rescatarlo pero no lo encuentra; y se va.La mordida es triturante en la escasa cintura sin musculos ya,desfallecente en un esqueleto que chirria a cada intento de pararse de respirar más arriba,de resucitar en un homínido en la casa llena de vacio y soledades .

No puede salir,no puede andar,le duele el alma del alma;la cintura de todo,los riñones de la vida.Le duele el dolor,la postura digna del hombre,la decencia del caminante en pie,como soñó alguna vez,soñando.Le duele y no puede ser de otra manera el dolor que lo muerde a dentelladas en la flexión de su materia,la bisagra del antes y el ahora.

Sacrilegio del ateo que se inclina solo frente al único dios que domina al hombre,el dolor; que no lo suelta y se desangra y  desarma vivo.

El dolor que lo doblega,lo dobla,lo muerde y lo termina ganando;pudiendo.Respira cada vez menos y más corto pero con más dolor.Dolorimiento total.El dolor convertido en sufrimiento;sufriendo totalmente,cada átomo del sí y del todo.

Sufriendo el dolor,la mordida implacable en la cintura,el cuerpo que se parte sin remedio.

Sacrílego doler en el atardecer de las fuerzas.

Dolor que lo muerde y dobla, y no lo suelta.

Solo.

Roberto DufourRoberto Carlos Dufour. Rosario. Febrero del 69.

Médico, aficionado a la lectura variada. Con algo de incursión en la adolescencia en la plástica. Participó en Bienal de Arte Rosario 92 en texto corto preseleccionado. Cree fervientemente en la unión de la ciencia con el arte. Lector de Cortázar, Galeano y semejantes. En trámite de buena persona y mejor padre. Rosarino terminal.

 Otras publicaciones encontradas:              

 Noche Abierta. en issuu.com

 Textualidad. en Scribd.com

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Escritores y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s